Lapeado: Qué es, proceso y dónde aplica

May 8, 2023 | Uncategorized

¿No sabes que es el Lapeado? Si ya has iniciado tu carrera en el mundo del mecanizado, pero aún tienes poca experiencia, en algún punto tenías que acercarte y conocer el proceso de lapeado y hoy ha sido ese día, en este artículo traemos para ti su definición, tipos, beneficios y otros detalles que te servirán para echar mano de este recurso cuando te sea necesario.

¿Por qué confiar en nosotros? Grumeber somos una empresa de mecanizado con más de 15 años de experiencia en el ramo, contamos con los especialistas, la experiencia y la tecnología de punta que nos hace la empresa más competente del mercado y en nuestro blog compartimos contigo los conocimientos básicos, pero también las innovaciones y todo el desarrollo científico y tecnológico aplicado a los procesos des mecanizados para que te conviertas tú también en un especialista.

¿Qué es el Lapeado?

Empecemos por definir qué es el lapeado, el proceso de lapeado consiste básicamente es un proceso de mecanizado en el que dos superficies se frotan con un tipo específico de abrasivo que se coloca entre ambas, manualmente o por medios mecánicos para obtener una precisión dimensional extrema, corregir imperfecciones de forma, afinar acabados superficiales, entre otras funciones.

Qué-es-el-Lapeado-imagen

Regularmente estas partículas abrasivas son mezcladas o disueltas en algún líquido viscoso como podría ser aceite mineral, aceite soluble o grasa, para luego ser aplicadas en el proceso que explicamos previamente.

Con el lapeado se pueden obtener superficies verdaderamente planas y llanas, siendo uno de sus principales atributos, la posibilidad de dar acabado a piezas cilíndricas con tolerancias de 0.001 mm a 0.0005 mm.

¿Qué tipos de lapeado existen?

SI bien, como ya lo hemos mencionado, esta industria está en constante desarrollo, hasta ahora podríamos clasificar el proceso de lapeado en dos tipos principalmente:

Tradicional o pulido

En esta modalidad se frota un material con mayor resistencia sobre otro, como podría ser metal sobre vidrio por ejemplo, o dos materiales de la misma consistencia o similar.

En este proceso de lapeado los abrasivos que regularmente se utilizan son esmeril, diamante, colorete, carburo de silicio, entre otros.

Cargado

Bajo este formato el objetivo es cortar un material duro, en este caso la pieza de trabajo, para luego incrustar la sustancia blanda abrasiva y culminar con ella mediante fricción, el proceso de lapeado.

Esta modalidad incluye materiales como cerámica, brea, regazo, entre otros elementos blandos para el compuesto abrasivo.

Pulido Mecánico Químico (CMP)

Esta vendría siendo una modalidad híbrida para el alisado de superficies que combina fuerzas mecánicas y reacciones químicas al mezclar el lapeado, como un proceso de pulido libre abrasivo, con el grabado químico.

Este es otro proceso de alta precisión usado cuando se busca un Ra muy bajo o para obtener imágenes microscópicas sin rayones como muestras metalúrgicas para pruebas de dureza, por ejemplo.

Para qué se utiliza el proceso de lapeado

Como ya hemos mencionado en la definición, este recurso te permite aplanar superficies para corregir imperfecciones y conseguir acabado de alta precisión, una de las áreas de la industria donde suele aplicarse regularmente es en la producción de cristales para gafas.

Para-qué-se-utiliza-el-proceso-de-lapeado

Los avances recientes han permitido desarrollar el proceso de lapeado de alta velocidad, logrando resultados sobresalientes ya que resulta ser 20 veces más rápido que el lapeado tradicional. Este método de alta velocidad es ideal para todo tipo de metales como aluminio, acero, latón, carburo, hierro fundido, bronce, entre otros.

¿Cómo son las máquinas de lapear?

Las máquinas que se utilizan en el proceso de lapeado, en su estructura general, son bastante sencillas, consisten en una mesa rotativa, una placa de lapear y anillos de acondicionamiento entre otras herramientas de ajuste preciso. Los equipos estándar suelen tener placas de lapear de 300 a 1200 mm Ø, mientras las máquinas grandes se diseñan de hasta 3500 mm.

Los anillos de acondicionamiento tienen la responsabilidad de distribuir el desgaste que se genera sobre la placa por lo que es una pieza de precisión fundamental. Para lapear piezas muy críticas se utilizan velocidades de giro de la placa de 10 a 15 rpm, mientras para el pulido de hasta 150 rpm.

También regulan la presión que se ejerce sobre la placa que en ocasiones con el solo peso de la placa es suficiente, pero en ocasiones hay que aplicar fuerzas cercanas a los 20 kilopascales.

Los modelos de máquinas de mayores dimensiones recurren a los acondicionamientos de tipo neumáticos o hidráulicos para colocar y quitar las placas de presión, de modo que puedan soportar el peso y conservar la alta precisión.

Cómo-son-las-máquinas-de-lapear

Tipos de abrasivos en el proceso de lapeado

Ya conoces qué es el lapeado, sus modalidades, incluso hasta el funcionamiento de alguna de sus máquinas, por lo que reconoces que sus principales beneficios es aplanar o alisar y pulir superficies con alta precisión, pero el detalle que no había quedado claro hasta ahora, es que ambos procesos no pueden ejecutarse en simultáneo y esto es muy importante saberlo.

Cuando se aplican abrasivos como el compuesto de carburo silicio, por ejemplo, cortará rápidamente dejando un excelente trabajo en la superficie en término de alisamiento, pero va a tener un acabado mate y para pulir vas a necesitar aplicar otro tipo de abrasivo, distintos niveles de presión y rpm.

El diamante es el elemento abrasivo predilecto en la industria ya que muchas de sus cualidades lo hacen el recurso más rentable en esta materia, por ejemplo: se pueden realizar trabajos más rápido, se requiere menor tiempo de limpieza de las máquinas y la eliminación de restos, obteniendo mayor rendimiento y por lo tanto mayor productividad.

Grumeber es tu mejor opción en mecanizados

Y conociendo todos los beneficios que te ofrece el lapeado como proceso de mecanizado, cuando quieras obtener sus mieles a favor de tu empresa, es necesario que delegues esa responsabilidad en los especialistas y para eso estamos en Grumeber, ponemos a tu disposición las líneas telefónicas: 93 588 91 90 y 93 588 91 91; así como nuestro correo electrónico grumeber@grumeber.com; y en la sección Contacto de nuestra página web tienes una interfaz donde puedes dejar cualquier duda o inquietud y ser enviada directamente a nuestros equipo de asesores que estarán felices de ofrecerte toda la orientación que necesites.